Zadar  
 

Zadar

Situada 70 kilómetros al noroeste de Split, Zadar es el más antiguo pueblo eslavo en el Adriático. Con alrededor de tres mil años de historia, fue la capital de Dalmacia durante muchos siglos.

Al igual que la mayoría de las ciudades en la costa dálmata, la ciudad evolucionó de un asentamiento prehistórico a un municipio romano, pasando por otras muchas encarnaciones - fruto de los cambios administrativos y las agresiones extranjeras - que finalmente culminó con la liberación de la ciudad, que pasó a formar parte de Croacia desde 1993.

Hoy es una excepcional mezcla de arquitectura antigua y nueva, junto con diversas culturas. También es ferozmente nacionalista, con un profundo orgullo por el patrimonio romano reflejado en su basílica, templo, anfiteatro y acueducto, todos muy bien conservados.

Su espacio cosmopolita está lleno de rica arquitectura y, a pesar de su turbulento pasado, ofrece una de las mejores oportunidades de practicar vela en la costa occidental de Dalmacia.

Elegimos el Hotel Adriatic para alojarnos, no solo por su excelente ubicación, sino también por las cómodas habitaciones y el excelente servicio y atención de su personal.

El centro de la ciudad puede ser fácilmente recorrido a pie. Galerías de arte, museos y restaurantes que sirven delicias tradicionales, así como cocina gourmet, se mezclan con tiendas grandes y pequeñas que ofrecen cerámicas, textiles y pinturas de artesanos locales.

Todo tiene lugar en el cruce de las calles ubicadas en una lengua de tierra de unos 600 metros de largo por 300 metros de ancho, rodeadas de fortificaciones venecianas.

Parte del antiguo Foro Romano se encuentra en Zeleni trg, donde se encuentran los cinco principales lugares de interés de Zadar.

Uno de ellos es la Iglesia de San Donato. Aunque ya no ofrece servicios religiosos, las formas redondeadas de esta iglesia bizantina son el símbolo de la ciudad, mientras que gracias a sus techos altos y buena acústica el espacio es utilizado para recitales.

En Trg sv Stosije se encuentra la Catedral de Santa Anastasia. Construida en estilo románico tardío en el siglo XII, su campanario brinda una magnífica vista de Zadar.

Cerca de allí está el Museo Arqueológico, cuya exhibición incluye alrededor de 100.000 objetos dispuestos en tres pisos, desde armas prehistóricas a extrañas lápidas locales que datan de la Edad Media.

La joya de la ciudad es la Iglesia y Tesoro de Santa María. La iglesia es un convento benedictino, y las monjas se encargan de la curaduría de los impresionantes tesoros del edificio de al lado.

La ciudad está rodeada por gruesos muros que rodean la Plaza de los Tres Pozos, la Plaza de los Cinco Pozos, la Arcada Municipal, la Torre de la Guardia Municipal y muchos palacios que descansan bajo la protección de los cuatro santos patronos: San Simón, Santa Anastasia, San Chrysogonus y San Zoilus.

El muelle es un lugar ideal para admirar una hermosa puesta de sol, o recorrer el rico y colorido mercado, siempre lleno de vida.

La región también es conocida por las islas cercanas como Pag, Dugi Otok, Ugljan, Pasman, Silba, Molat, Olib, Premuda, Iz, Vrgada, Sestrunj, que vale la pena recorrer en un crucero. También encontrarás algunas pequeñas playas al este de la ciudad.

Por la noche, la gran población estudiantil llena los bares y cafeterías, mientras sus padres visitan los restaurantes finos.

Zadar alberga numerosos restaurantes, posadas, tabernas y pizzerías que sirven cocina europea así como productos gastronómicos locales, como el buzara, un plato de gambas en salsa de tomates y ajo, y el palačinka, deliciosos panqueques dulces rellenos.

Antes de irte no dejes de probar la bebida local que se ha convertido en una de las especialidades de la ciudad, el Maraschino, hecho con una variedad única de cerezas que crece en la región.

 

Calle empedrada de Zadar
 
 
 
 
       
 
Viajes y Cruceros a Croacia
Durante todo el año se organizan maravillosos viajes a Croacia, una tierra donde el paso de las estaciones es muy suave, sobretodo en la zona de Dalmacia. Además de paquetes de viajes que incluyen hotel en régimen de media pensión o pensión completa, también Croacia es uno de los puertos más visitados por cruceros en Europa.
 
Hoteles en Croacia - Split
Los hoteles en la Croacia tienen fama de caros, y es verdad si sobretodo se habla de Dubrovnik. La mejor alternativa para evitar los altos precios, es ir a ciudades menos turísticas como: Split, Zadar, Trogir o Cavtat y el resto del dinero usarlo para alquilar un coche y conocer todas estas maravillosas ciudades sobre la costa del Adriático.
 
Vuelos a Croacia
Los aeropuertos en Croacia no abundan, una problema estrechamente relacionado con el carácter abrupto del paisaje. El principal aeropuerto es el que se encuentra en la ciudad de Dubrovnik; pero también están los de Zagreb, Split, Rijeka, Pula, Zadar, Osijek y Brac.
 
 
Bosnia: Mostar / Bulgaria: Burgas - Plovdiv - Sofia - Varna / Croacia: Dalmacia - Pula - Split - Zadar - Zagreb / Eslovenia: Ljubljana - Maribor / Montenegro: Budva - Cetinje - Herceg Novi - Kotor - Podgorica - Tivat - Ulcinj / Serbia
Copyright © 2008 Todos los derechos reservados. TyM Viajeros S.L.